EL ARCHIVO PERSONAL DEL LIBERTADOR DATA DEL 1813

 

                                                                  PROF. JOSÉ N. VARGAS PONCE

El Archivo Personal del Libertador data del 1813, cuando Simón Bolívar, aún en sus tiempos de brigadier, comenzó a acopiar y clasificar la correspondencia que recibía, junto a borradores de cartas enviadas.

Bolívar viajaba a todas partes con su archivo como un objeto precioso e invalorable. Los edecanes del prócer, luego de su muerte, se dieron a la tarea de continuar la recopilación de los documentos bolivarianos. Esta documentación es el testimonio directo de la vida y gesta del Libertador y de parte de la historia de las repúblicas que libertó, además de ser un conjunto excepcional de fuentes para el estudio de la historia social y de las ideas revolucionarias del siglo XIX; el archivo contempla: Daniel Florencio O’Leary: 54 tomos. Archivo Nacional y otras fuentes: 46 tomos. Don Juan de Francisco Martín: 65 tomos. Juan Bautista Pérez Soto: 43 tomos. Donación París del Gallego: 37 tomos. Archivo de Sucre: 17 tomos. Archivo de Revenga: 18 tomos.

Los 280 tomos del Archivo del Libertador están custodiados desde 1.999 por la Academia Nacional de la Historia de Venezuela, institución que ha iniciado labores de rescate y conservación de la totalidad de la documentación contenida en ellos. Debido a la trascendencia de la figura de Simón Bolívar para la historia universal y a la importancia que el Archivo del Libertador reviste para su estudio, en 1.997 la UNESCO decidió incluirlo como parte de su programa Memoria del Mundo.

Muchas de las Cartas en poder de los coleccionistas privados, proceden de ese Archivo Personal que siempre acompañó al Libertador, y que recopiló en 10 baúles que quedaron en custodia del Señor Juan Bautista Pavageau, cuando el destino de Bolívar ya estaba escrito en Santa Marta donde moriría meses después… Muchas de esas cartas que se exhiben en subasta pública, constituyen un sacrilegio a la memoria de Bolívar, puesto que el Libertador ordenó destruirlas, según lo señala la cláusula 9º de su testamento: “Ordeno, que los papeles que se hallan en poder del Sr. Pavageau, se quemen”. Fuente. Jorge Mier Hoffman.

Prof. José N. Vargas Ponce

Correo electrónico: Jose.vargasponce@gmail.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

ALIANZAS DE LA FAMILIA BOLÍVAR CON OTRAS FAMILIAS DE LA COLONIA

 

                                                             PROF. JOSÉ N. VARGAS PONCE

Desde la llegada del primer Bolívar a la Provincia de Venezuela hasta la generación del Libertador, habían transcurrido seis generaciones, durante las cuales hubo matrimonios con los principales apellidos de conquistadores y colonizadores, veamos los troncos iniciales de cada generación.

Simón de Bolívar (el Viejo), llegó a la Española, en 1558, allí vivió 30 años y contrajo matrimonio, en 1568, con Ana Hernández de Castro, de cuya unión nació Simón de Bolívar Hernández, con él viajó, ya viudo, a Tierra Firme, en 1588, y acompañando al nuevo Gobernador designado Diego de Osorio. En la Provincia de Venezuela llegó a ejercer los cargos de Procurador General ante la Corte y Primer Regidor Perpetuo de Caracas. En 1590, fue enviado a España en su condición de Procurador General, por el gobernador Diego de Osorio, a fin de hacer gestiones y peticiones ante la Corona. Regresó en 1592, con algunos logros, como: autorización para la fundación de un Seminario, el cual sería génesis de la futura Universidad de Caracas, cesión de un Escudo de Armas para la ciudad de Caracas; supresión del trabajo forzado para los indios y autorización para la compra de tres mil esclavos en África. Estos logros aumentaron su prestigio en la sociedad colonial caraqueña y en 1593, obtuvo el cargo de Contador General de la Real Hacienda. Simón de Bolívar fue conocido como el “Procurador” y el “Vizcaíno”, murió en 1612, ya senil, se había casado tres veces.

Simón de Bolívar Hernández (el Mozo), después de enviudar se convierte en clérigo, es el primer Bolívar que obtiene una encomienda, la de los indios quiriquires de San Mateo en los Valles de Aragua, además fue Contador de la Real Hacienda. De su matrimonio con Doña Beatriz Rojas, nace Antonio de Bolívar Rojas, el 07 de marzo de 1596.

Antonio de Bolívar Rojas, sigue la carrera de las armas y obtiene el grado de Capitán. Fue Alcalde de la Hermandad de Caracas y Corregidor y Justicia Mayor de los Valles de Aragua, su madre era hija del Capitán Alonso Díaz Moreno, quien había sido Alcalde de Borburata y fundador de Valencia.

Luis de Bolívar y Rebolledo, es hijo de Don Antonio de Bolívar y Rojas y Doña Leonor de Rebolledo, nace el 22 de febrero de 1629. Obtuvo el grado de Capitán de Infantería. Fue Alcalde de Caracas, Corregidor y Justicia Mayor de los Valles de Aragua. Contribuyó económicamente con la fortificación del Puerto de La Guaira y combatió el contrabando de ingleses, franceses y holandeses. Se casó con Doña María Villegas y Ladrón de Guevara, de cuya unión nace Juan de Bolívar y Villegas. Además, con este matrimonio la familia Bolívar se enlaza con los Villegas, familia de Conquistadores, uno de ellos, Juan de Villegas había sido fundador de Barquisimeto y Capitán general de Venezuela.

Juan de Bolívar y Villegas, tiene mayor figuración que su padre y sus abuelos. Fundó el pueblo de San Luis de Cura (Villa de Cura), en 1690, en tierras de su propiedad. Fue dos veces Gobernador encargado de la Provincia de Venezuela, dos veces Alcalde de Caracas y Justicia Mayor de los Valles de Aragua. Defendió el Puerto de La Guaira de piratas y contrabandistas y obtuvo para su hijo el derecho a ejercer con carácter vitalicio la jurisdicción civil y criminal de Villa de Cura. Se casó en segundas nupcias con Doña Petronila de Ponte, heredera de las Minas de Aroa y del Señorío del mismo nombre, de esa unión nació Juan Vicente Bolívar y Ponte, padre del Libertador. Estas minas y Señorío habían sido concedidas por el Rey a su abuelo, Francisco María de Narváez, en 1663. Este matrimonio emparentó a los Bolívar con los Ponte.

Juan Vicente Bolívar y Ponte, defendió a La Guaira de la escuadra británica del Almirante Knowles, en 1743, Fue también, Contador de la Real Hacienda, Procurador de Caracas, Coronel de las Milicias de Aragua y padre se Simón Bolívar, el Libertador. Casó con Doña María de la Concepción Palacios y Blanco, familia aristocrática de Caracas, de buena educación y gustos refinados, con lo cual la familia Bolívar incrementa su linaje y riqueza. De este matrimonio nacieron cuatro hijos: María Antonio, Juana, Juan Vicente y Simón. Como se evidencia Simón Bolívar, cuenta entre sus ascendientes: Conquistadores, Gobernadores y Capitanes Generales, fundadores de pueblos, defensores de la Provincia, contra indios, piratas, contrabandistas e invasores.

                                                                      Prof. José N. Vargas Ponce

                                                        Correo electrónico: Jose.vargasponce@gmail.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

RELATOS, MITOS Y LEYENDAS MOTIVARON LOS VIAJES DE EXPLORACIÓN GEOGRÁFICA

 

                                                                  PROF. JOSÉ N. VARGAS PONCE

El poco conocimiento del mundo originó misterios y fantasías que dieron lugar a leyendas y mitos. Antes del primer viaje de Colón, las noticias de la existencia de tierras al otro lado del Atlántico se confundían con testimonios legendarios y míticos, fabulosos, por la tanto de muy débil validez. Esas leyendas y mitos influyeron en la mentalidad de las personas de la sociedad de entonces, y concretamente en los navegantes que se aventuraban en viajes hacia lo desconocido. La gente estaba dominada por creencias erróneas. Pero lo misterioso, lo fantástico siempre han incitado y atraído al hombre de todas las épocas. Han excitado su curiosidad, el deseo de saber si lo que se cuenta es verdad. Esa curiosidad que lo hace correr riesgos, vencer peligros, para descubrir y conocer. Esa curiosidad ha sido el motor de los grandes hallazgos del progreso humano. Fue la motivación para la realización de los viajes de exploración de nuevas tierras.

El verde mar tenebroso era uno de esas fábulas. En esos tiempos se tenía la falsa creencia de que las aguas del Atlántico no podían navegarse. Se hablaba del verde mar tenebroso. Se creía que si un barco se alejaba demasiado de la costa, se lo tragaría un abismo en medio del mar. También temían que el mar tropical estuviera hirviendo, o que el sol tropical los achicharrara.

Las islas fantásticas del océano, era una leyenda difundida en la época. Entre esas islas imaginarias estaban Antilia y San Brandan, refugio de un santo eremita así llamado. Se hablaba de las inmensas riquezas que podrían existir en ellas: oro, plata, cofres repletos de prendas valiosas. La isla de Antilia aparecía en los “portulanos”, nombre que recibían los mapas elaborados en esos tiempos. Esos mapas fueron muy útiles a la orientación de las rutas de los navegantes. De Antilia viene el nombre del mar de las Antillas.

El pájaro Rock y el pulpo Kraken. Estos mitos despertaban igualmente la curiosidad, a pesar de ser el terror de los navegantes. Esa curiosidad los conducía a efectuar a aventuras peligrosas. Deseaban explorar, para averiguar si esos misterios eran verdad o fantasía. El pájaro Rock o pájaro Roca, era imaginado como un ave gigantesca que vivía sumergida en medio del mar, donde atacaba a los barcos y mataba a los marineros para comérselos. El pulpo Kraken era visto como un monstruo colosal, que no tenía rival en el mar, de tentáculos largos, gruesos y poderosos. Se cría que hundía los barcos para alimentarse con su tripulación.

                                                                       Prof. José N. Vargas Ponce

                                                Correo electrónico: Jose.vargasponce@gmail.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

ORIGEN DE LA FAMILIA BOLÍVAR

 

                                                            PROF. JOSÉ N. VARGAS PONCE

Simón Bolívar, se expresaba así de su familia, “Nuestra familia se ha demostrado digna de pertenecernos y su sangre se ha vengado por uno de sus miembros. Yo he tenido esta fortuna. Yo he recogido el fruto de todos los servicios de mis compatriotas, parientes y amigos. Yo los he representado a presencia de los hombres y yo los representaré a presencia de la posteridad”.

La familia Bolívar se origina en España. Efectivamente su origen se remonta a la Provincia de Vizcaya, específicamente a un pueblito llamado Bolívar que en lengua vasca significa “la ribera del molino”. Allí el nombre de los Bolívar dejó huella en Marquina, en Zamudio, en Sodupe y en San Andrés de Bolívar, donde está ligado a la geografía e historia de la región. De esta región provenía el primer Bolívar que llegó a América entre 1557-1559, Simón de Bolívar, hijo de Martín Ochoa de Bolívar-Jáuregui y La Rentaría y de Magdalena Ibargüen. Entre 1557 y 1559. Llegó a la isla La Española, actualmente territorio de las repúblicas de Haití y Santo Domingo, con el cargo de Secretario de Cámara de la Real Audiencia y Cancillería, lo que indica que gozaba de la confianza del Rey de España y que tenía en España una posición respetable. En la isla la española vivió treinta años y contrajo matrimonio, en 1568, con Ana Hernández de Castro, de cuya unión nació Simón de Bolívar Hernández.

La familia Palacios, es originaria de Miranda del Ebro, en Castilla la Vieja, fue una de las más distinguidas de la colonia, y en cuanto a la familia Blanco, provienen probablemente de Francia, Flandes, un miembro de esta familia nombrado Pedro Blanco y Gerardts, nacido en Brujas-Bélgica, el 12 de octubre de 1557, pasa a las islas Canarias-Garachico, donde se casa el 6 de mayo de 1589, de allí se traslada a la Provincia de Venezuela, es el primero de esta rama que llega a Tierra Firme. Su padre es de Lyon-Francia. Los Blanco fueron personajes de la Provincia y destacados servidores públicos.

                                                                   Prof. José N. Vargas Ponce

                                             Correo electrónico: Jose.vargasponce@gmail.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

LA FE ES UN VALOR ESPIRITUAL DEL SER HUMANO

                                                                 PROF. JOSÉ N. VARGAS PONCE

La fe es un valor espiritual que acompaña nuestros ideales y da confianza para la realización de grandes empresas. “…Es una fuente de disciplina, poder y sentido en la vida de los fieles de cualquier creencia religiosa. Es una fuerza potente en la experiencia humana. Contribuye a dar forma y contenido a los ideales que guían las aspiraciones que abrigamos en la vida, orienta el pensamiento y las acciones y afecta el modo en que nos conducimos ante los demás”.

La fe, las ideas y conocimientos, el valor y la confianza, dieron fuerza a Cristóbal Colón, para emprender su gran expedición a las Indias Orientales. El 3 de agosto de 1492, levanta ancla en Puerto de Palos de Moguer. “Esta mañana media hora antes del alba, la flotilla mandada por el Almirante Don Cristóbal Colón, e integrada por la capitana –una nao – y las carabelas Pinta y Niña, se ha hecho a la mar rumbo a las Canarias, de donde zarpará rumbo de Cipango y las Indias, siempre a proa a Poniente. Así sencillamente. Nada más y nada menos que adentrarse en el Mar Tenebroso hasta encontrar la orilla opuesta… si es que la tierra tiene forma esférica y existe tal orilla opuesta”… “El día miércoles 10 de octubre navegamos hacia el sudoeste… Aquí la gente no podía sufrir, quejábase del largo viaje. Pero el Almirante los esforzó lo mejor que pudo, dándoles buena esperanza de los provechos que podrían haber. Y añadía que por demás era quejarse, pues que él había venido a las Indias, y que así había de proseguir hasta hallarlas con la ayuda de Nuestro Señor”.

Como se evidencia en las citas anteriores, la organización y realización del primer viaje de Colón, se fundamentó y fue motivado por la fe, la tenacidad, la esperanza, la voluntad, la confianza y el valor de ese gran marinero. Así es como el hombre ha realizado sus grandes hazañas. Esto deja un importante aprendizaje, lo fácil, generalmente es deshonesto, por eso debemos tener fe en nuestras ideales y para alcanzarlos hay que trabajar, ser tenaces, tener voluntad.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

EL VIEJO MUNDO BUSCA EXPANDIRSE

                                                                  PROF. JOSÉ N. VARGAS PONCE

Las expresiones de “Viejo Mundo” y “Nuevo Mundo”, comenzaron a utilizarse a partir del siglo XV. El viejo mundo. Para finales de este siglo, el mundo conocido (viejo mundo) era el formado por el centro-sur del continente europeo, franja norte del continente africano y parte del Asia occidental e Indias Orientales. A pesar de que esto significaba el conocimiento de territorios pertenecientes a tres continentes, debemos apuntar que gran parte del territorio de estos aún eran desconocido e inclusive, fueron explorados mucho después de la conquista, ocupación y colonización de todo el territorio americano, por ejemplo, en el caso de África, sólo se había explorado hasta los límites septentrionales del gran desierto de Sahara y en el caso de Asia, era desconocida toda la región de Siberia.

Durante la última década del siglo XIV, había un escenario político, económico y social propicio para la búsqueda de nuevas rutas marítimas, sobre todo de países como: España, Portugal, Inglaterra, Francia y Holanda. La ruta marítima utilizada, antes del siglo XVI, era el mar Mediterráneo y el comercio, a través de este mar lo controlaban las ciudades de Venecia y Génova, quienes para el momento constituían repúblicas independientes, poderosas desde el punto de vista mercantil. Venecia tenía el monopolio del comercio de las especias y Génova el monopolio del comercio de la seda. Posteriormente, Venecia se adueña violentamente de todo el comercio mediterráneo y cuando los turcos toman a la ciudad de Constantinopla y bloquean el comercio de Europa con Oriente, pactan con ellos, para no perder sus privilegios. En este escenario, las especias (pimienta, jengibre, clavo de olor, canela,…) llegaron a tener gran demanda en Europa, se pagaban altos precios por su utilidad en el sazonamiento y conservación de los alimentos.

Ante la situación que ocurría en la cuenca del mar Mediterráneo, los países europeos con puertos en el océano Atlántico (España, Portugal, Inglaterra, Francia y Holanda), impedidos por los venecianos y turcos de utilizar la ruta del Mediterráneo, buscan afanosamente otras vías para llegar al oriente. Por otra parte, instituciones como el feudalismo, el municipio, las ciudades estados, la esclavitud estaban en franca decadencia ante el robustecimiento de los Estados Nacionales, de las Monarquías absolutas y la iglesia católica. Los reyes católicos Fernando de Aragón e Isabel de Castilla mediante su matrimonio unificaron el reino de España, y lograron, después de siete siglos expulsar a los árabes de su territorio.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

LAS REVOLUCIONES EN LA ETAPA REPUBLICANA DE VENEZUELA

                                                                                                                                                LA REVOLUCIÓN DE LAS REFORMAS, 18351836.

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                      Prof. José N. Vargas Ponce

Estalló el 8 de julio de 1835 en los cuarteles de Caracas encabezada por el Comandante Pedro Carujo, quien había estado comprometido con el atentado que se realizó contra la vida de Simón Bolívar en Bogotá, el 25 de septiembre de 1828, hicieron contacto con los alzados de Maracaibo y enviaron emisarios a importantes jefes militares, como: Páez (Guárico), Mariño (La Victoria-Aragua), J.L Silva (Valencia), Carabaño (Puerto Cabello), F.L. Alcántara (Turmero-Aragua), J.T. Monagas (Barcelona) y M. Valdés (Cumaná). De estos, solo Santiago Mariño se mostró partidario desde el comienzo y los acompañó hasta el final.

Los insurrectos de Caracas lograron hacer prisionero al Presidente Dr. José María Vargas y al Vicepresidente Dr. Andrés Narvarte, quienes se negaron a renunciar. Fueron expulsados por los golpistas a la isla de San Thomas, colonia de Dinamarca. La principal bandera de los alzados era la reforma de la Constitución de 1830, pedían que se incluyera el fuero militar y el eclesiástico, que se estableciera la religión católica como oficial y que se acogieran los principios de autonomía y federación. Sin embargo, esto no justificaba el golpe de Estado porque la Constitución que pretendía modificar establecía mecanismo para su reforma sin necesidad de recurrir a tal práctica.

Este hecho, es visto por la historiografía como una expresión de la lucha entre la violencia cuartelaría y la autoridad legítimamente constituida que atropella la dignidad constitucional del Presidente. Se describe con las frases pronunciadas por los principales protagonistas del hecho, el comandante Carujo, increpa: “…El mundo es de los valientes”; El Dr. Vargas, presidente constitucional, responde: “…El mundo es del justo”.

El general José Antonio Páez que se encontraba en su hato “San Pablo” del estado Guárico, a la sazón líder militar y político indiscutible, logra mediante la negociación el pronunciamiento a favor del gobierno constitucional de los jefes militares de los valles de Aragua y de Valencia. Los insurrectos (Mariño y Carujo) ante el giro que toma la situación se retiran a oriente, el general Páez entra a Caracas y encarga de la Presidencia al general José María Carreño, luego envía una Comisión a Santo Thomas a buscar al Presidente, Dr. Vargas y al Vicepresidente Dr. Narvarte, quienes regresan a bordo de un buque de guerra danesa, el 20 de agosto de 1835 y asumen nuevamente sus cargos.

Mientras esto ocurre, las provincias del oriente: Barcelona, acaudillada por el general José Tadeo Monagas y Cumaná, acaudillada por el general Valdés y el civil Dr. Level de Goda, antiguo realista y para el momento presidente de la Corte del circuito judicial de oriente, se habían pronunciado a favor de los alzados de Caracas. Páez después que logra el restablecimiento en poder de las autoridades legítimas, también mediante negociación, logra el sometimiento de los insurrectos de Cumaná y Barcelona. Sin embargo Mariño, que era el jefe nominal de los insurrectos, junto con Carujo y restos de su tropa se desplaza por vía marítima hasta Puerto Cabello donde el general Carabaño mantenía la insurrección. El golpe de Estado termina cuando la plaza de Puerto Cabello es sometida por el ejército constitucionalista, Mariño logra escapar a Curazao y Pedro Carujo es capturado y dado de baja cuando trataba de escapar. Al mismo tiempo, son también sometidos los insurrectos de Maracaibo. Así termina esta revolución, calificada como una lucha entre la barbarie y la civilización.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized